El nuevo alcalde de la ciudad de La Paz, Iván Arias, suspendió este martes la posesión oficial de sus colaboradores tras ser citado a una audiencia por la designación presuntamente irregular de un funcionario durante el periodo que fungía como ministro de Obras Públicas. La autoridad denunció que afines al oficialismo buscan tomar las subalcaldías.

El burgomaestre aseveró que el Movimiento Al Socialismo (MAS) emprende una guerra en su contra con procesos judiciales y trabas a su recién iniciada gestión municipal.

“Ayer al final de la tarde nos llegó una citación a audiencia, es la amenaza del Gobierno de no dejarnos gobernar (…). Iré a la Fiscalía, iré, no me voy a escapar. Qué pena que tengamos que iniciar así (…). Yo he sido elegido para gobernar la ciudad de La Paz y voy a gobernar”, manifestó el alcalde.

Arias considera que la denuncia penal está montada ya que, según sostiene, no corresponde establecer culpabilidades en cargos que son de libre nombramiento.

LA PAZ