Emilio Rodas, viceministro de Régimen Interior, confirmó este viernes que el gobierno determinó ampliar por siete días más el cierre de fronteras con el vecino país del Brasil con el fin de evitar el ingreso del Covid-19 con la variante de Manaos.

La autoridad indicó que las jornadas de cierre y control de fronteras se caracterizaron por el óptimo despliegue de la policía en los puntos y por los diversos patrullajes que evitaron ingresos ilegales al territorio nacional.

“Están cerradas las fronteras, hemos visto (que esta medida) ha funcionado bastante bien, se están haciendo los controles, también se hace el encapsulamiento y cuarentena de las personas que ingresen con PCR”, aseveró.

El pasado jueves el gobierno central dispuso el cierre temporal de las fronteras entre Bolivia y Brasil a partir del viernes 2 de abril por el lapso de siete días para evitar la propagación del coronavirus y prevenir el ingreso al país de la temida variante brasileña.

NACIONAL