Tras recibir un sillazo en medio de conflictos durante un ampliado del Movimiento Al Socialismo (MAS) para elegir candidatos rumbo a las elecciones subnacionales del próximo 7 de marzo de 2021, el expresidente Evo Morales denunció la existencia de grupos que pretenden “destruir la unidad del partido”.

El exmadatario ve a “la derecha golpista” como responsable del rechazo de algunos grupos de base a la elección candidatos que pugnarán en los próximos comicios y aseveró mediante una publicación en Twitter, que se trata de destruir la unidad del MAS-IPSP enviando “infiltrados” para generar violencia.

Las afirmaciones de Morales se dieron tras conocerse que recibió un sillazo durante un evento en Shinahota, Cochabamba, según indicaron algunos de los participantes del encuentro, el malestar se generó cuando el exministro de Gobierno y precandidato para la gobernación de Santa Cruz, Carlos Romero tomó la palabra.

COCHABAMBA