El exguerrillero argentino de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Facundo Morales fue beneficiado en las últimas horas por la justicia con la cesación a la detención preventiva a un año de su detención por su presunta participación en las muertes de cívicos en Montero durante los conflictos postelectorales de 2019.

Su abogado, Marco Antonio Justiniano, explicó que su detenido cuenta con medidas sustitutivas a la detención preventiva por lo cual podrá defenderse en libertad.  “Una vez que él (Molares) recupere su salud por completo, llegará a Santa Cruz para cumplir las medidas dictadas por el tribunal”, acotó el jurista.

Las medidas impuestas son arresto domiciliario desde las 19:00 hasta las 7:00, dos garantes solventes, Morales tiene prohibido acudir a Cofadena de Montero o acercarse a las víctimas, además debe firmar cada 30 días el libro en el tribunal.

LA PAZ