El comandante departamental de la Policía de Cochabamba, Cnl. Javier Mendoza, informó en las últimas horas que los uniformados retomarán sus actividades en Sacaba a casi 10 meses de los conflictos post-electorales de noviembre del 2019 donde pobladores quemaron y destruyeron varias dependencias de la institución del orden.

Según explicó la autoridad policial, se entablaron negociaciones con los dirigentes para que los efectivos tengan las garantías de seguridad necesarias.

“He recibido el parte de Seguridad Ciudadana, porque los ambientes han sido habilitados, pero se tiene que cumplir algunos formalismos y garantizar el trabajo de la policía en este municipio, ustedes saben muy bien que varias unidades han sido quemadas”, recordó Mendoza.

Ayer se realizaron las evaluaciones en el sector y se sostuvo una reunión con todas las juntas vecinales de Sacaba.

FIDES COCHABAMBA