Otros siete funcionarios de la empresa nacional Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) serán investigados por la Fiscalía por las presuntas irregularidades en la adquisición de un seguro para la estatal por un monto aproximado de Bs. 49 millones.

El fiscal del caso, Alexis Vilela, recordó ayer que en este hecho existe un mandamiento de aprehensión vigente en contra del expresidente de la institución, Herland Soliz, de quien al momento se desconoce su paradero.

“Esas personas están siendo citadas también a través del investigador asignado al caso para que puedan presentarse al Ministerio Público a prestar su declaración informativa”, afirmó.

Los implicados del caso son acusados de uso indebido de influencias, incumplimiento de deberes y resoluciones contrarias a constitución y a las leyes.

FIDES LA PAZ