Un grupo de comunarios de Caracollo en el departamento de Oruro intentaron quemar la casa de la alcaldesa, Paola Pinaya la madrugada de este lunes horas después de que mediante el concejo municipal lograran dejar sin efecto el encapsulamiento que pretendía ser implementado para evitar más casos de Covid-19.

El ejecutivo de los campesinos de Caracollo, René Mendoza acusó a la primera autoridad municipal de una serie de irregularidades en su gestión, pese a existir cinco infectados y un deceso en la región, aseguró que los casos fueron inventados. “Están inflando los casos a nivel nacional”, aseveró.

La alcaldesa Pinaya lamentó las declaraciones e indicó que el accionar de los comunarios se debe a posturas políticas “sucias” dirigidas por el Movimiento Al Socialismo (MAS).

“No están tomando en serio a la enfermedad, lo están politizando y lamentablemente es una política sucia que incluso puede tener consecuencias”.

FIDES ORURO