Autoridades del municipio de Pailón, al este de la capital cruceña confirmaron ayer su quiebra financiera a raíz del destino de recursos comprometidos para la gestión 2020 a la emergencia del coronavirus. El secretario de economía y finanzas Valentín Pereira demanda atención del nivel central de manera inmediata.

Estimaciones de Pereira indican que en cuatro meses la recaudación debía ascender a alrededor se Bs 17.626.000, en embargo esta cifra no fue alcanzada a causa de la emergencia sanitaria en el país.

Por la liquidez financiera que tienen los 55 municipios del departamento de Santa Cruz, el pasado martes dieron 72 horas de plazo al Gobierno para que cumpla con la asignación de fondos comprometidos con anterioridad, el cual vence hoy sábado.

Por su parte el alcalde de Pailón, Marcial Cruz ratificó su posición de entrar en huelga de hambre en caso de no atender las demandas solicitadas. “Hay una posición total de todos los municipios para que nos lleguen recursos económicos tal como en el 2019, ya tenemos un déficit como gobierno municipal”, declaró.

FIDES SANTA CRUZ