Por la proximidad con la ciudad de Santa Cruz y Montero, el municipio de Warnes decidió hoy aislarse de ambas localidades por temor a que los habitantes se contagien con coronavirus (covid-19), la alcaldesa del municipio, Juanita Araúz, informó que una Ley edil aprobada prohíbe el ingreso y salida de personas sin autorización.

“Hemos sostenido una reunión de coordinación, por lo tanto se han determinado medidas más fuertes que vamos a implementar. Cerraremos del lado de Montero y Santa Cruz”, indicó.

La autoridad resaltó que los permisos otorgados anteriormente para la circulación de movilidades y personas desordenan al municipio, así mismo se anunció la implementación de puntos de desinfección en carreteras y lugares troncales.

El Teniente de la Policía, Fernándo Mérida, comunicó que desde hoy se comenzaron a aplicar las restricciones en los retener pertenecientes a Warnes con el fin de evitar que gente no autorizada ingrese al pueblo. Sin embargo los camiones que abastecen al pueblo con alimentos no requieren licencias para su transitabilidad. “Se controla que en el interior vayan solo chofer y acompañante o ayudante”, concluyó.

FIDES SANTA CRUZ