Tras las polémicas declaraciones realizadas por el canciller cubano, Bruno Rodríguez, quien calificó de “golpista autoproclamada” a la presidente Jeanine Áñez, el ministro de la Presidencia y Canciller interino, Yerko Núñez, informó este viernes que el Gobierno de Bolivia decidió suspender las relaciones diplomáticas con Cuba.

“A partir de la fecha Bolivia suspende las relaciones diplomáticas con la república de Cuba, esta determinación obedece a la reciente e inadmisibles expresiones del canciller cubano y la permanente hostilidad y constantes desagravios de Cuba contra el Gobierno y su proceso democrático”, indicó en conferencia de prensa.