El concejal por Soberanía y Libertad (Sol.bo), Fabián Siñani, volvió al Concejo Municipal para retomar su trabajo tras siete meses de ausencia, debido a la detención domiciliaria determinada por instancias judiciales. A su llegada se declaró víctima de una persecución política del anterior gobierno.

Al llegar al Palacio Consistorial fue recibido por sus seguidores, concejales de Sol.bo y por el propio Alcalde, Luis Revilla.

“Han sido los medios de comunicación y el pueblo de Bolivia testigos de cuánta arbitrariedad y abuso ha existido de parte del anterior Gobierno que ha tomado las instituciones públicas y las ha utilizado como instrumento político, es eso lo que ha ocurrido en mi caso, un arresto domiciliario de siete meses sin ninguna prueba, una denuncia de una diputada del MAS sin ninguna prueba, la persecución al Alcalde, a mi familia, a la familia del Alcalde, esto es lo que hemos tenido en los últimos meses”, dijo Siñani.

El concejal ahora funge como secretario de la Comisión de Gestión Institucional y es el concejal asignado al Macrodistrito Mallasa.

Radio Fides/La Paz

Tu comentario