Los 64 buses Pumakatari que fueron quemados por una turba de afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) contaban con una póliza de seguro, informó el alcalde Luis Revilla. Adelantó que “habrán muchos más” en circulación próximamente.

Al igual que los buses municipales, el edificio de la subalcaldía de Mallasa, que también fue destruida por grupos delincuenciales, contaba con seguro.

“A pesar de los destrozos, lamentablemente que hemos sufrido, debo decirles que los Pumakatari estaban asegurados, así que en unos meses vamos a retornar a estos 64 buses y muchos más en el conjunto de la ciudad. Los choferes van a tener que hacerse cargo de pagar los costos”, aseveró.

Explicó que con la ayuda de vecinos, en ambos casos, se identificó a los responsables de los daños, entre ellos el dirigente y candidato por el MAS, Jesús Vera, y otros dirigentes de los choferes. Revilla dijo que se activaron procesos penales.

“Vamos a tomar medidas respecto a los sindicatos, a los dirigentes del transporte, no solamente para que se hagan cargo frente a la justicia, sino para que paguen el daño ocasionado”, enfatizó.

Revilla aseguró que el edificio de la subalcaldía de Mallasa también estaba asegurado, dijo que los destrozos fueron ocasionados por personas que tienen problemas de loteamientos en el parque nacional Mallasa.

Radio Fides/La Paz

Tu comentario