Un gran despliegue policial se registra en el centro del poder político, la Plaza Murillo, los uniformados se desplazaron en los diferentes puntos de la plaza para resguardar el Palacio Quemado, la Casa Grande del Pueblo y el Legislativo.

El movimiento se realiza horas antes de las movilizaciones que se realizarán en la ciudad de La Paz en demanda de nueva elecciones generales.

Radio Fides/La Paz