El decano del Consejo de la Magistratura, Omar Michel Durán, puso en duda la renuncia a su cargo tras concluir sus vacaciones así como lo había anunciado, tras el escándalo del caso “audios” que destapó la manipulación de la justicia y el cuoteo de cargos.

“Por esa presión (familiar) y otro tipo de presiones yo anuncie de que iba a renunciar, pero en ese sentido, al día siguiente la reacción fue en sentido de que con ese anuncio yo estaría aceptando la culpabilidad, de que yo estaría aceptando o estaría confesando, esa es la interpretación que han dado varios políticos tanto de oposición como de oficialismo”, explicó.

Ante esta respuesta y a la insistencia de la pregunta de si renunciará, Michel dijo que continúa de vacaciones y que la decisión la tomará tras ese descanso que cumple.

El 30 de agosto, Michel dijo: “He decidido que voy a presentar mi renuncia irrevocable a mi cargo, en próximas horas, próximos días, cuya renuncia será efectiva y así estará presentada a partir del cumplimiento de mi vacación legal”.

Respecto a este anuncio, aclaró que lo hizo por la presión familia y política.

“Yo no me estoy agarrando del cargo, nunca me he agarrado del cargo, porque al final en los cargos estamos circunstancialmente, pero por la presión de mi familia sobre todo la angustia, el llanto de todas mis hermanas y hermanos, porque nosotros somos 11 hermanos”, indicó.

Indicó también que él no tiene anda que ver en esos audios y que si bien está la voz de su hermano los delitos con personales.

“En ningún momento yo he participado, si efectivamente mi hermano tiene unos audios los delitos son intuito persona, son personalísimos, yo no he tenido ningún tipo de participación, es más yo me he sometido a cualquier tipo de investigación”, acotó.

Radio Fides/La Paz

Tu comentario