Retornó a Oruro, la Brigada de Bomberos Voluntarios del SAR Bolivia y fue objeto de reconocimiento por parte de las autoridades locales; pero más que eso, lo que ellos quieren es que no se abandone a la Chiquitania, porque en adelante es cuando van a necesitar mucha más ayuda.

Ronald Gutiérrez Suárez, a la cabeza de este grupo, contó que la primera semana que fueron cayeron en la cuenta de que era un desastre de gran magnitud que nunca antes se había visto. «Tuvimos que retornar para equiparnos», comentó.

En el segundo viaje, el trabajo fue todavía más complicado, agregó.

Daniela Acero y Ximena Palacios, que son parte del grupo, lamentaron todo lo que está dejando el fuego y lo que después se debe reconstruir.

«Hay mucho por hacer, pero no se olviden que ahora es cuando se va a requerir de toda la ayuda necesaria», enfatizó Gutiérrez.

Radio Fides/Oruro

Tu comentario