Cívicos, plataformas ciudadanas, Conade, partidos políticos y candidatos presidenciables, firmaron un documento de cuatro puntos denominado, “Unidos por la Defensa de la Democracia y Estado de Derecho”, declara emergencia nacional, el pedido de renuncia de los vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE) hasta el 31 de mayo y su inmediata renovación vía Asamblea Legislativa de hombres y mujeres de reconocida trayectoria.

 

El presidente del Comité Pro Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, dijo de no cumplirse el plazo iniciaran una serie de medidas de presión que serán definidas tras una nueva reunión.
“De no conseguir una respuesta al pedido de renuncia, el 1 de junio se tendrá una reunión para coordinar las medidas de presión, marchas paros, huelgas, en el marco de lo constitucional”, dijo Camacho.

Los argumentos en los que se basan dijo, es la falta de credibilidad, independencia, trasparencia, e imparcialidad del Órgano Electoral, ante la decisión gubernamental de ignorar los resultados del 21F.

 

RadioFides/Santas Cruz

Tu comentario