El Juzgado Décimo de Instrucción en lo Penal de la ciudad de Santa Cruz, determinó detención domiciliaria, arraigo y fianza de 100.000 bolivianos para la modelo Adriana Daniela Méndez, asimismo para Giovanka Fernández (esposa de Mauricio Higa), detención domiciliaria, arraigo y fianza de 300.000 bolivianos, son acusadas por los delitos de encubrimiento, asociación delictuosa y confabulación, por su presunta relación con el narcotraficante Pedro Montenegro.

 

El Ministerio Público acreditó los riesgos procesales de peligro de fuga y obstaculización de la investigación logrando la detención domiciliaria para ambas personas.

 

Determinaron que Fernández, participó de los viajes a Cartagena, República de Colombia y eventos sociales organizados por Pedro Montenegro Paz, a su nombre figura una empresa constructora que estaría lavando dinero proveniente del narcotráfico. En el caso de Méndez, existe flujo de llamadas con Pedro Montenegro Paz,en 21 oportunidades en diferentes fechas.

 

RadioFides/Santa Cruz

Tu comentario