La renuncia de la vocal del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Dunia Sandoval causó una serie de repercusiones. Mientras funcionarios del Gobierno restaron importancia a la renuncia la oposición sostuvo que es una muestra de la descomposición del órgano electoral.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, indicó que “nosotros respetamos, los motivos de la renuncia de la vocal Sandoval. Como partido político hemos asistido a una convocatoria de elecciones voluntaria, hemos concentrado el 90% de los votos y hemos demostrado que somos el partido político más poderos de Bolivia”.

Después Romero agregó: “El TSE es un órgano de poder público estatal, goza de autonomía, de independencia funcional, respetamos su autonomía. Los motivos, los razonamientos de la vocal Sandoval corresponderá a que ella los explique más detalladamente”.

El candidato a la presidencia por Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa mediante un mensaje en el Twitter indicó: “La renuncia de la vocal del TSE Dunia Sandoval y el valiente contenido de su carta, evidencian el estado terminal de credibilidad del Órgano Electoral. Cada día MÁS al servicio de los candidatos ilegítimos (sic)”.

Por su parte el líder de Unidad Nacional, Samuel Doria Medina, señaló que Sandoval se convierte en “otra víctima de las presiones del MAS”.

LA PAZ/Fides

Tu comentario