Los ponchos rojos de la provincia Omasuyos del departamento de La Paz rechazaron este lunes las elecciones primarias previstas para el 27 de enero, por considerarlas un gasto incensario, y advirtieron que no permitirán el ingreso a esa región de ningún partido político, incluido el Movimiento al Socialismo (MAS).

“Hemos decidido rechazar las elecciones primarias, con esos 27 millones de bolivianos se tiene que hacer una inversión en las provincias. En diez o 13 años del gobierno hemos sido postergados y marginados”, declaró, el dirigente de la comisión de Prensa de la Federación de la provincia Omasuyos, David Mamani, en contacto con los medios.

Acotó que la población está “totalmente indignada” porque la provincia ha sido dividida por otro grupo de “masistas” que no exigen al Gobierno proyectos vinculados a los derechos de los pueblos indígenas, por esa razón “estamos cada vez más marginados y empobrecidos”, sostuvo.

Los dirigentes de los ponchos rojos no descartaron aplicar “chicotazos” a los representantes de partidos políticos que quieran entrar a su territorio.

“No ingresarán ni partidos de la derecha ni de la izquierda, nos hemos cansado de ser los pongos”, insistió Mamani.

LA PAZ/Agencias