El comandante Nacional de la Policía Boliviana, Rómulo Delgado, informó el jueves que la policía movilizará alrededor de 10 mil efectivos policiales en carreteras y lugares estratégicos de las ciudades para prevenir que ocurran accidentes durante las fiestas de año nuevo, en todo el territorio nacional.

“El personal policial del Organismo de Tránsito, va estar en trancas, en las carreteras, controlando el estado del conductor, va estar en las terminales de buses controlando también a los conductores del transporte interdepartamental, vamos estar en las vías urbanas, también controlando que los conductores del servicio público y particular no consuma bebidas alcohólicas”, sostuvo Delgado.

El jefe policial indicó que en todo el territorio nacional se pondrán en servicio efectivo más de diez mil policías, de las diferente dependencias policiales del país, quienes resguardarán y velarán que los conductores no estén conduciendo en estado de ebriedad y resguardarán la seguridad de quienes viajen en las fiestas de fin de año.

Delgado también llamó a la reflexión a todos los ciudadanos para disminuir el consumo de bebidas alcohólicas durante estas fiestas y así evitar consecuencias fatales, para ellos y terceros.

LA PAZ/Fides