El ministro de Minería, César Navarro, aseguró este jueves que el fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ), sobre la demanda marítima, no fue una derrota para el país porque además esa resolución inesperada estaba entre las posibilidades, y tampoco afecta a la imagen del presidente Evo Morales ni al Movimiento al Socialismo (MAS).

“Para nosotros no es ninguna derrota, estaba entre las previsiones, (pero) lo que no puede ocultar es que Chile ha quedado prácticamente aislado, porque el hecho de conversar implica que hay un tema pendiente y este tema pendiente ha reconocido la Corte de manera explícita”, afirmó Navarro.

Después sostuvo que “el fallo no afecta la imagen del presidente Evo Morales, continúa con el mismo respaldo al igual al MAS”.

Navarro quien fue designado delegado político del MAS en Chuquisaca, reiteró que el fallo de La Haya solo fue el cierre de una opción dentro del objetivo de Bolivia de volver al mar.

El pasado 1 de octubre, la CIJ estableció que Chile no tiene la obligación de negociar con Bolivia un acceso soberano al océano Pacífico.

SUCRE/Fides