El Gobierno de Chile aseguró este viernes que el anuncio de Bolivia de una demanda por compensación presentada ante la Corte Internacional De Justicia (CIJ) de La Haya por el uso de las aguas del río Silala “es un nuevo guiño electoral” del presidente de ese país, Evo Morales.

“Bolivia confunde, puesto que se limita a repetir los mismos argumentos que ya conocemos y aquí lo único nuevo es el nombre de contrademanda”, señaló en rueda de prensa la canciller en funciones de Chile, Carolina Valdivia.

Valdivia recalcó que esa contrademanda “no es más que una contestación” de los argumentos de Chile, y desde el país austral entienden “que se trata de un nuevo guiño electoral del presidente Morales”.

Bolivia presentó contra Chile una demanda ante la CIJ, en la que reclama una compensación por décadas de uso de las conocidas como aguas del Silala, que denuncia que fueron desviadas artificialmente.

El presidente Morales anunció hoy la demanda ante este tribunal de Naciones Unidas con sede en La Haya (Países Bajos) en una comparecencia ante los medios en la sede del Gobierno boliviano en La Paz.

Morales explicó que Bolivia respondió a Chile ante este tribunal con la presentación este viernes de una “contramemoria” en la que diversos estudios “confirman que el caudal fluye artificialmente hacia Chile por obras de canalización del siglo pasado”.

Valdivia señaló que ante las declaraciones del mandatario boliviano el Gobierno chileno quiere ser claro: “Chile reafirma que el río Silala fluye de manera natural hacia Chile y Bolivia no puede cambiar la ley de gravedad”.

SANTIAGO DE CHILE/Agencias