La Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) de Jesús Vera, la Asociación Nacional de Evangélicos de Bolivia, organizó una marcha por el centro de la ciudad de La Paz pidiendo la abrogación de la Ley  Municipal 311 de Diversidad Sexual, promulgada por el alcalde esa ciudad, Luis Revilla, a principios de esta semana.

“Una persona con diversidad sexual va a poder estar en el kínder como profesor en el nivel primario, secundario. Van a llegar como ellos se caracterizan y la apariencia que ellos demuestran. ¿Ese es el ejemplo que vamos a dar a nuestros hijos?, eso es lo que nos preocupa”, sostuvo Vera.

Según Vera, con la norma “se promueve la homosexualidad en las aulas”, la afirmación la da luego de que la concejala de Sol.bo Cecilia Chacón anticipará que la norma se socializará también en unidades educativas.

El alcalde de La Paz, Luis Revilla, aseveró que la norma tiene el objetivo de sensibilizar a los funcionarios públicos respecto a la promoción y protección de los derechos de esta población y denunció que hay gente opuesta a la norma que busca generar movilizaciones con fines políticos.

“Me apena que haya gente que esté actuando para generar violencia y división entre los paceños sin siquiera haber leído la ley, lo que están haciendo es mentirle a la población”, señaló el Alcalde.

LA PAZ/Fides

Tu comentario