Los choferes de una nueva línea de trufis y la línea de micros 121 de la ciudad de Santa Cruz protagonizaron una pelea por una ruta que dejó al menos 10 heridos. Al menos 50 unidades de trufis comenzaron a prestar servicio a los vecinos del sexto anillo sin ningún tipo de autorización.

Este hecho provocó molestia en los afiliados de la línea de micros, que también presta servicio en ese sector, lo que provocó la gresca y dejó heridos y varias trufis destrozados.

“Hay como 10 compañeros heridos, graves y leves, que están en las clínicas internados”, dijo a radio Fides Santa Cruz uno de los dirigentes de los trufis.

En tanto, el presidente de la línea de micros 121, Oscar Michel, negó las agresiones denunciadas por el sector de trufis alegando que ellos no les atacaron, sin embargo reconoció que el trabajo que la nueva línea pretende realizar es ilegal por lo que pidió a las autoridades que haga respetar las rutas que fueron designadas.

“Todos los delitos son personales. Yo no estaba, mi gente no estaba, es totalmente falso”, indicó el dirigente.

Por su parte, el director de Tránsito, José Luis Pereira, confirmó que la línea de trufis no cuenta con la autorización correspondiente por lo que advirtió que la unidad policial no permitirá ningún tipo de violencia que se genere por brindar el servicio en una determinada ruta.

SANTA CRUZ/Fides

Tu comentario