Festival de bandas de Oruro 2015. (ABI)
Festival de bandas de Oruro 2015. (ABI)

Más de 6.000 músicos expondrán melodías bolivianas este sábado en el Festival de Bandas, marco de apertura del Carnaval de Oruro, una de las mayores expresiones culturales de Bolivia.

El Festival de Bandas ha adquirido en la última década su propia identidad al ser singular y ostentar incluso un Récord Guinness por el número de participantes al unísono, de acuerdo con sus organizadores.

El Carnaval de Oruro está declarado Obra Maestra del Patrimonio Oral e Intangible de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

El presidente de la Federación Departamental de Bandas de Músicos Profesionales de Oruro, Boris Villanueva, comentó que «la música es factor que identifica una cultura».

El encuentro de músicos sirve de «proclamación mundial» de las danzas del Carnaval de Oruro, con casi una veintena de especialidades como diablada, caporales, tinkus, morenada, incas, tobas, llameros, cullawadas o doctorcitos.

Villanueva recordó que la versión del Festival de Bandas de Oruro fue incluida en el libro Guinness en 2006, ya que más de 6.000 músicos interpretaron de manera simultánea una variedad de temas, con lo que quedó demostrada su energía y profesionalismo.

Esta nominación revaloriza la música y promociona la cultura del país, opinó.

«Hemos puesto nuestro sello de hacer algo diferente que es parte de nuestra cultura y la hacemos conocer al mundo como única de este tipo», añadió Villanueva.

Consideró que el ser parte de un Récord Guinness aporta a la difusión de la música boliviana y obliga a que las bandas mantengan la calidad interpretativa, por tratarse de un considerable número de instrumentos de viento.

Ataviados con trajes de colores rojo, amarillo y verde, los más de 6.000 músicos de 84 bandas interpretarán por varias horas diferentes melodías.

El Festival de Bandas se ha convertido en una cita ineludible para los amantes de la música boliviana, al convocar a renombrados grupos folclóricos como Awatiñas y Llajtaymanta o el cantautor Yuri Ortuño.

Por su parte, el comunicólogo Jorge Godínez expuso que el Festival de Bandas se inició el 1 de febrero de 2002, cuando se organizó una serenata a la Virgen del Socavón con la participación de centenares de músicos.

«El memorable 1 de febrero (2002), con la procesión de cirios, llegaron a la Avenida Cívica 52 bandas con 2.600 músicos para sorprender con la serenata, en vísperas del Día de la Candelaria, preámbulo que dio origen al Festival Nacional de Bandas», dijo.

Godínez recordó que el Carnaval de Oruro pasa a la historia como «la rebelión del sonido» el 10 de noviembre de 2008, pues las bandas convierten el primer convite en jornada de protesta y mitin.

Se pronunciaron entonces contra determinaciones de la Asociación de Conjuntos del Folklore Oruro (ACFO), que trataban de restringir y prohibir su demostración y exhibición coreográfica.

La dirigencia de las bandas y de los folcloristas llegaron finalmente a un acuerdo que consolidó la fiesta de las agrupaciones musicales.

ORURO/Agencias