Mauricio Macri durante su conferencia de este lunes. (PRA)
Mauricio Macri durante su conferencia de este lunes. (PRA)

Argentina eliminará uno de cada cuatro de los puestos políticos de la más alta administración del Estado, sector cuyos sueldos serán congelados este año, e impedirá que familiares de ministros ocupen cargos, anunció este lunes el presidente Mauricio Macri.

«Queremos dar un ejemplo de austeridad. Vamos a reducir uno de cada cuatro cargos políticos del poder ejecutivo», señaló el mandatario en un mensaje desde la Casa Rosada, sede de la presidencia.

En total, se trata de 1.000 puestos, precisó.-

Además, Macri anunció que «este año los funcionarios (del más alto nivel) no tendrán aumento de sueldo», en referencia a los ajustes por indexación que se aplican anualmente en concertación con los sindicatos.

En 2017, Argentina cerró con una inflación de 24,8% anual.

En su discurso, Macri sostuvo que «los familiares de los ministros no van a poder ser parte del gobierno», aunque no aclaró si los que están en funciones serán echados o si la norma comenzará a regir a partir de ahora.

El mensaje fue dirigido en momentos en que la imagen presidencial sufrió una caída de casi 20 puntos, ubicándose entre 45% y 50% de popularidad según las principales consultoras.

Su popularidad cayó por una reducción de los ajustes anuales en las jubilaciones y pensiones, por lo que se considera desatención al drama de los familiares de los 44 tripulantes del perdido submarino San Juan y por el escándalo del ministro de Trabajo, Jorge Triaca, a raíz de un audio en el que insultó a su empleada doméstica, a la que tenía como trabajadora no registrada.

BUENOS AIRES, ARGENTINA/Agencias

Tu comentario