El comandante de la policía cruceña, Rubén Suárez. (El Deber)
El comandante de la policía cruceña, Rubén Suárez. (El Deber)

A pesar de los cuestionamientos de la defensa de la exgerente de la joyería Eurochronos, Ana Lorena Torrez, sobre el operativo realizado por la Policía durante el atraco realizado el 13 de julio pasado, el comandante departamental de la institución de Santa Cruz, Rubén Suárez, aseguró que se cumplió con todos los protocolos establecidos y que si las circunstancias se repiten actuarían de la misma manera.

“No es posible que nos pongan en el banquillo de los acusados, al mismo nivel y peor que los delincuentes, la verdad es que deja mucho que desear, indicarles de que éste comandante y su policía a nivel departamental vamos a seguir trabajando de la misma manera y con más fuerza y con más voluntad neutralizando bandas criminales como fueron los que intervinieron en el caso Brinks y el caso que amerita hoy”, indicó.

Tras concluir su declaración ante la comisión de fiscales que investigan el atraco a la joyería, el comandante Suarez, respaldó el trabajo desarrollado por todos los efectivos participantes en el operativo y cuestionó a los abogados interpelantes.

“He pedido al Ministerio Público que no exponga a mis policías y la familia policial, no estamos tratando con delincuentes comunes, estamos tratando con criminales que en una potencia como Brasil no los pueden parar, qué, ¿eso quieren que ocurra en Santa Cruz?, nosotros no vamos a permitir y vamos a garantizar estar movilizados para dar protección a la familia cruceña”, apuntó.

En tanto el ministro de Gobierno, Carlos Romero, también cuestionó la convocatoria a declarar a los jefes policiales. “No concibo que se esté buscando cabezas en la Policía para el caso Eurochronos, si yo buscaría cabezas en la policía en el caso Eurochrono sería para condecorarlos”, dijo.

SANTA CRUZ/Fides

GMR-PC

Tu comentario