El obispo de la Diócesis de El Alto, monseñor Eugenio Scarpellini. (Fides)
El obispo de la Diócesis de El Alto, monseñor Eugenio Scarpellini. (Fides)

La Arquidiócesis de El Alto cursó hoy invitaciones al ministro de la Presidencia, René Martínez; al alcalde de Achacachi, Édgar Ramos Laura; a los dirigentes de aquella ciudad intermedia y a la Defensoría del Pueblo, para iniciar un diálogo mañana (martes) después del mediodía en las instalaciones del Obispado de la urbe alteña.

“Tomé la decisión esta mañana de enviar una carta oficial a cuatro instancias: al Ministro de la Presidencia; al  Defensor del Pueblo, porque es la instancia que debería preocuparse de defender al pueblo y a quienes están en conflicto y ayudar a solucionar el conflicto; al Alcalde de Achacachi, a través del párroco de Achacachi alcanzamos la carta hasta Warisata y obviamente a los dirigentes de Achacachi que están en el conflicto como tal”, afirmó en el programa El Hombre Invisible de radio Fides el obispo de la Diócesis de El Alto, monseñor Eugenio Scarpellini.

El prelado también dijo que esperaran a los invitados a la cita después del mediodía del martes en las instalaciones de la diócesis. Hasta las 19.45 Scarpellini había recibido llamadas telefónicas de los dirigentes achacacheños para disipar algunas dudas sobre la convocatoria.

“Me brindo como facilitador del diálogo, brindo los espacios del Obispado de El Alto”, ratificó. Si bien monseñor Eugenio dejará Bolivia el próximo miércoles, para viajar a Roma y reunirse con el Papa, encomendará a otros dos sacerdotes y un grupo de personas para ayudar en el diálogo cuando él no esté.

Explicó que si bien la Iglesia no se propone como intermediaria él decidió hacerlo por la difícil situación que están atravesando cientos de familias por los bloqueos y las vigilias que realizan los achacacheños, en demanda de la renuncia de su alcalde Édgar Ramos Laura y de la libertad de un dirigentes y dos maestros.

LA PAZ/Fides

GMR

Comments are closed.