El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos. (Internet)
El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos. (Internet)

“La fiscal Luisa Ortega se encuentra bajo protección del Gobierno colombiano. Si pide asilo se lo otorgaremos”, agregó el jefe de Estado, en un mensaje difundido en Twitter.

El Gobierno colombiano ha mantenido bajo estricto hermetismo el caso de Ortega, quien fue destituida del cargo el pasado 5 de agosto por la Asamblea Nacional Constituyente de su país, integrada solo por oficialistas, que la acusó de haber cometido “actos inmorales”.

Ortega, la voz disonante del chavismo, arribó el pasado viernes al aeropuerto El Dorado desde Aruba tras de una travesía que se inició en Caracas, prosiguió en las costas de la Península de Paraguaná, en el noroeste de su país, desde donde viajó en lancha hasta la isla caribeña.

Migración Colombia informó ese día en un breve comunicado que Ortega “ingresó al país proveniente de Aruba” en un vuelo privado “e hizo su correspondiente trámite migratorio”.

La desplazada funcionaria denunció la ruptura del orden constitucional en su país tras dos sentencias del Supremo que le quitaban competencias al Parlamento y limitaban la inmunidad de los diputados, y criticó la actuación de la fuerza pública para contener las protestas contra Maduro, en las que han muerto más de un centenar de personas.

Además, la ANC le retiró el pasado jueves la inmunidad parlamentaria a Germán Ferrer, su marido y diputado chavista, por estar supuestamente vinculado a una red de extorsión.

Tomado de infobae

GMR