Empate entre Oriente y Blooming. (APG)
Empate entre Oriente y Blooming. (APG)

Oriente Petrolero y Blooming igualaron con el marcador en blanco (0-0), en el clásico cruceño número 179 en la historia y el gol 500 dentro de los registros entre esos planteles no fue anotado la noche de este domingo, en el estadio Ramón Aguilera Costas, cerrando la cuarta fecha del torneo Clausura.

Esta igualdad causa pesar en el lado de los orientistas, debido a que se perfilaban para llegar a la cima de la tabla con un triunfo, un resultado que no fue forjado por la falta de definición y con esta falencia sólo pudo sumar una unidad a su campaña.

Los celestes también estaban con la urgencia de ganar para alejarse de los últimos lugares y obtener su primera victoria en este certamen, por lo que la paridad le resultó un tropiezo. El cuerpo técnico lamentó que las pocas oportunidades de marcar hayan sido desperdiciadas.

Con habilidad y velocidad, José Meza ingresó al área de Blooming, sacándose a los marcadores uno a uno e incluso dejar a un lado al arquero Hugo Suárez, y cuando tuvo el pórtico a su alcance su remate de zurda fue obstruido por Franco Coria, a los siete minutos, cuando salvó su pórtico sobre la línea, cerrando a tiempo las piernas para evitar que el balón ingrese hacia el fondo de las redes.

Entre las ocasiones que tuvo Blooming la más clara ocurrió a los 74´ cuando Alejandro Quintana pivoteó un centro de tiro de esquina y dejó la pelota servida para que en el segundo palo César Pereyra pueda conectar con la cabeza, pese a que el delantero impactó el esférico no lo hizo con dirección.

Hubo más acercamientos a lo largo del encuentro, que fue manejado de manera diferente por cada elenco. Los celestes eran más meticulosos en su fútbol y con pausa fueron apareciendo sus figuras adelante como Pereyra y Quintana, y su punto débil estuvo en la organización en el mediocampo por la ausencia de Joselito Vaca.

El elenco verdolaga le dio velocidad y mayor profundidad al clásico, con Meza y Maximiliano Freitas impulsado esta propuesta. Ninguno de los dos delanteros, tampoco Alcides Peña mientras estuvo en el campo de juego, pudo darle mejor destino a sus disparos y en cada ataque hacían crecer la figura de los defensores de Blooming.

En los últimos seis minutos del juego, el pórtico de Blooming quedó bajo la custodia de Rubén Cordano, debutante en un clásico cruceño de la categoría profesional, frente a la salida de Hugo Suárez por una lesión que era insoportable y que obligó a que deje el campo de juego. En los minutos en los cuales Cordano estuvo en el pórtico tuvo controlar las acciones de peligro.

SANTA CRUZ/APG

Tu comentario