Los bolivianos detenidos en Chile al momento de ingresar a la audiencia  en Iquique. (APG)
Los bolivianos detenidos en Chile al momento de ingresar a la audiencia en Iquique. (APG)

El Gobierno de Chile pidió este miércoles evitar la politización del caso de los nueve ciudadanos bolivianos que hoy fueron condenados por delitos de contrabando, robo con violencia y porte ilegal de armas, y que serán expulsados del país.

“El Gobierno de Chile respeta los fallos de los tribunales y los cumple íntegramente, en línea con la independencia y separación de los poderes del Estado”, señaló el ministro de Relaciones Exteriores, Heraldo Muñoz, en un comunicado difundido la noche del miércoles.

La decisión fue adoptada por el Juzgado de Garantía de Pozo Almonte, que condenó y ordenó la expulsión en un plazo de 30 días, de los nueve acusados (dos militares y siete funcionarios de Aduanas), quienes permanecían detenidos en una cárcel chilena desde el pasado mes de marzo.

La jueza Isabel Peña dio por acreditados los delitos de robo con violencia y contrabando para los siete funcionarios, y el de porte ilegal de armas para los dos militares que los acompañaban.

La declaración de la Cancillería subraya que “el tribunal competente estableció que los nueve detenidos cometieron delitos en territorio chileno, condenándolos a distintas penas” y agrega que “sustituyó las penas aplicadas por la expulsión del país.

“Tanto la defensa de los detenidos como la opinión pública nacional e internacional son testigos de que se cumplieron plenamente las normas del debido proceso”, agrega la declaración del canciller Muñoz.

La resolución judicial generó el rechazo de las autoridades de Bolivia, cuyo presidente, Evo Morales, sostuvo en su cuenta de Twitter que se trató de un fallo político y enfatizó que los detenidos eran inocentes.

SANTIAGO DE CHILE/Agencias