Maximiliano Freitas  de Oriente festeja el gol del empate. (Conmebol)
Maximiliano Freitas de Oriente festeja el gol del empate. (Conmebol)

El equipo de Deportivo Cuenca se quedó con las manos vacías y la pena de haberse quedado en el camino en la Copa Sudamericana, pues el 1 a 1 que sufrió ante Oriente Petrolero el jueves en el estadio ecuatoriano Alejandro Serrano Aguilar obligó a la tanda de los penales que terminó a favor del equipo boliviano (7-8), con lo que después de muchos años aseguró su pase a la siguiente instancia del torneo internacional. El partido comenzó con un incidente que no dejó de ser reprochado por propios y extraños, pese a ello el juego se inició con más de a10 minutos de retraso.

Para el plantel ecuatoriano la victoria era la prioridad, pero no pudo conseguir esa diferencia en los 90 minutos del compromiso, que finalmente los dejó con la incertidumbre por los remates directos al arco, el equipo cruceño fue más contundente, no falló gol alguno de los ocho que se remataron, esa suerte no corrió el local que terminó abatido.

En el partido Deportivo Cuenca se puso en ventaja en el minuto 44, con un golazo de Juan Dinenno, quien dejó en el camino a toda la defensa del equipo boliviano, gana el mano a mano con el arquero Guillermo Viscarra quien nada puede hacer ante el remate que lo deja en el piso, esa conquista era su pase para la clasificación, pero faltaba muchos minutos para que finalice el cotejo.

Tras esa conquista finalizó el primer tiempo, el cuerpo técnico del plantel local convoca a sus dirigidos para conversar con ellos, pues el equipo de Cuenca no mostró muchos argumentos como para marcar la diferencia, aunque el rival tampoco le exigió por lo menos en el primer tiempo que terminó con el 1 a 0 a favor del plantel ecuatoriano.

Para la segunda etapa los entrenadores realizan una nueva lectura del partido, el técnico Villegas del equipo refinero estaba convencido que su plantel tenía las armas para buscar el empate que les daría la posibilidad de llegar a la ronda de los penales, pues en el compromiso de ida el encuentro finalizó 1 a 1, por tanto necesitaban la conquista para cumplir su fin.

Tanta agua al cántaro hasta que finalmente se rompió en el minuto 85 cuando Oriente Petrolero atacaba cae el jugador Luis Alí Meza, el árbitro Wagner Magalhaes sin dudar cobra penal a favor del elenco boliviano. El uruguayo Maximiliano Freitas se pone frente a la pelota observa el arco local, toma impulso y abate al arquero Hamilton Piedra.

Era el gol esperanzador que estaba buscando el elenco de Santa Cruz, argumentos los tuvo y obligó a la tanda de los penales para definir al siguiente clasificado, Oriente Petrolero comenzó con los remates y concretó los ocho, mediante José Alí Meza, Marcel Román, Damián Lizio, Sebastián Villota, Maximiliano Freitas, Alexis Ribera, Carlos Añez y Jhonny Mostacilla.

Mientras que por el plantel local anotaron Juan Dinenno, Luis Saritama, Michael Hoyos, Brian Cucco, Diego Ávila, Marco Mosquera y Cristian Oña, que finalmente no les sirvió de mucho pues esa diferencia los dejó sin la posibilidad de clasificar.

INCIDENTE
El partido comenzó en medio de la desconcentración, pues minutos antes cae el jugador de Oriente Petrolero, Oscar Ribera, a quien le cae en proyectil que le causa una herida que dejó desconcertados no sólo a los futbolistas del elenco visitante, también en las tribunas exigían una explicación, pues el futbolista estaba sangrando en el piso.

Rápidamente se pudo observar que el jugador se toma la frente, el técnico Eduardo Villegas junto a sus dirigidos no podían creer que uno de los futbolistas había quedado en malas condiciones, inmediatamente llaman al cuerpo médico quienes atienden al afectado que finalmente jugó con la cabeza vendada, de acuerdo de los galenos la herida es de tres a cuatro pulgadas.

Todo hacía parecer que ante la agresión al futbolista la terna arbitral debía suspender el compromiso con las consecuencias que ello llevaría al equipo local, pero finalmente Wagner Magalhaes (Brasil), dice que todo debe continuar, sin antes pedir la compostura al público, por el momento no se conoce de donde cayó el proyectil, lo que sí se sabe es que se le viene una dura sanción al estadio de Cuenca de parte de la Confederación Sudamericana de Fútbol.

CUENCA, ECUADOR/APG

Comments are closed.