Bolívar ganó a The Strongest por 3 a 1. (APG)
Bolívar ganó a The Strongest por 3 a 1. (APG)

Contra viento y marea el plantel de Bolívar repitió la dosis ante The Strongest al que le ganó por 3 a 1 en el clásico 205, en un partido accidentado en el que el celeste se quedó con 10 hombres, pese a ello sumó 31 puntos y se mantiene como líder del Campeonato Apertura, de la Liga del Fútbol Profesional Boliviano.

Los celestes se dieron el gusto de vencer en los dos encuentros (ida y vuelta en este torneo) a su tradicional rival, cuyo cuerpo técnico y jugadores (del Tigre) no se guardaron nada y hasta se escuchó algunas amenazas que para fortuna de la fiesta del fútbol todo quedó en la interna de un encuentro en el que los más felices fueron los celestes.

Bolívar fue sólido en ambos compromisos, en el de ida le ganó a The Strongest por 4 a 1 el pasado miércoles 05 de abril en el cotejo reprogramado de la cuarta fecha, y este domingo venció por un marcador nada discutible 3 a 1, en la suma el celeste se dio el gusto de convertir siete tantos contra dos al vigente campeón nacional.

Pablo Escobar no estaba entre los titulares menos en la banca de suplentes, una fatiga muscular lo dejó fuera del clásico.

Bolívar se puso en ventaja en el minuto 43 cuando Juan Eduardo Fierro ingresó con peligro para enviar un centro perfecto a Justiniano quien realiza un amague para confundir a la defensa atigrada, la pelota cruza la línea de sentencia tras un remate con potencia del segundo quien celebra el 1 a 0 junto a sus compañeros.

Cuando se jugaba el minuto 44 el jugador de The Strongest, Walter Veizaga convierte el empate, la jugada es invalidada por posición adelantada, el jugador no puede creer que le anulen la conquista y se va en contra del árbitro que no da un paso atrás.

El segundo gol para Bolívar llegó en el minuto 50 mediante Ronnie Fernández, el chileno recibe la pelota da la media vuelta y convierte el 2 a 0, el pase fue desde la banda donde Jorge Flores pasa la pelota en una jugada accidentada, que dibuja una sonrisa en la hinchada celeste que celebra el gol del elenco que fue práctico y contundente.

Los atigrados llegaron en el minuto 60 mediante el movedizo Alejandro Chumacero, el jugador gana a toda la defensa celeste y se eleva para el cabezazo que cambia por un gol. Minutos después Bolívar se quedó con un hombre menos tras la expulsión de Juan Carlos Arce a los 85´.

Los ánimos de ambas parcialidades se caldeaban, pero se ponen paños fríos con el tercer gol para la Academia que es anotada por Justiniano quien es habilitado por Ronald Eguino en el minuto 90. Esa conquista fue celebrada por la parcialidad que sale del escenario deportivo sin ocultar su alegría, pues el clásico era para ellos.

LA PAZ/APG

 

Tu comentario

Comments are closed.