Los cuerpos descubiertos por la Policía. (FELCC)
Los cuerpos descubiertos por la Policía. (FELCC)

Dos cuerpos en estado de putrefacción, presumiblemente de una madre y su hijo,  fueron descubiertos en una habitación por  efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) en la zona de Cotahuma este jueves, informó el director de la unidad policial, Haldivec Escobar.

“Por denuncia de los vecinos una unidad de Radio Patrulla se aproximó a una vivienda en la zona de Cotahuma, donde al ingresar a un habitación encontraron dos cuerpos en estado de putrefacción. El cuerpo de la mujer de aproximadamente 30 años tenía varias heridas causadas por un objeto punzo cortante, mientras que el niño de unos ocho o nueve años tenía parte de su cabeza hundida por un golpe”, explicó Escobar.

Después dijo que el cuerpo de la mujer se encontraba embolsado, en tanto el del niño estaba envuelto en un edredón, “lo que hace presumir que el asesino tenía planificado trasladar los cuerpos y quizá hacerlos desaparecer”.

El policía indicó que una de las primeras tareas de la investigación es determinar los cuerpos, pues los vecinos indican que eran una familia compuesta de cuatro personas y por el acento del niño parecían del oriente.

Los vecinos llamaron a la Policía después que el mal olor trascendió de la habitación y se hizo insoportable en todo el inmueble.

LA PAZ/Fides

 

Comments are closed.