Una persona muestra dinero. (Conamype)
Una persona muestra dinero. (Conamype)

El Instituto Nacional de Estadística (INE) informó que el crecimiento económico de julio de 2015 a junio de 2016, es de 4,43% (cuatro punto cuarenta y tres por ciento), por lo que no cumple con lo requerido para el pago del doble aguinaldo para esta gestión.

El Artículo 5° del citado decreto referido a la aplicación del Segundo Aguinaldo “Esfuerzo por Bolivia”, señala que: “Para dar cumplimiento al Artículo 1 de la presente norma, se considerará la tasa de crecimientos observada del PIB de un período de doce meses anteriores a septiembre de cada gestión fiscal; información que deberá ser comunicada por el Instituto Nacional de Estadística – INE en el mes de octubre de cada gestión a los Ministerios de Economía y Finanzas Públicas y de Trabajo, Empleo y Previsión Social.”

El Gobierno mediante diferentes voceros  aseguró que el pago del doble aguinaldo estaba garantizado para 2016, pero con el pasar de los meses las declaraciones fueron cambiando de tono hasta asegurar que primero estaba el crecimiento de económico antes que los beneficio a algún sector.

Los empresarios privados mediante sus diferentes organizaciones advirtieron que el beneficio sería catastrófico para su sector, pues la primera consecuencia es la perdida de fuentes de trabajo.

El doble aguinaldo comenzó a pagarse a partir de 2013, pero a partir de 2014 comenzó a tener la oposición de los empresarios, que calificaban a la medida como política y un desincentivo para la inversión.

La Central Obrera Boliviana (COB) pidió que la medidas sea institucionalizada y que sea parte permanente sin importar los parámetros de crecimiento económico.

LA PAZ/Fides

Tu comentario