El presidente Evo Morales y un dirigente de Colquiri. (ABI)
El presidente Evo Morales y un dirigente de Colquiri. (ABI)

El presidente Evo Morales entregó el lunes, en la ciudad de La Paz, dos volquetas y una ambulancia a los trabajadores mineros de Colquiri, y rechazó la imposición de las reivindicaciones bajo dinamitazos, en referencia al reciente accionar de los mineros cooperativistas.

«Compañeros  mineros de Colquiri me han pedido apoyo en salud ahí tienen una ambulancia bien equipada y el aporte de dos volquetas», dijo en un acto que se desarrolló en Palacio de Gobierno.

En la oportunidad, el Ejecutivo también aprobó el estatuto del Sindicato Mixto de Trabajadores Mineros de Colquiri, emprendimiento estatal que funciona en el departamento de La Paz.

De acuerdo con datos de Bolivia Tv las dos volquetas demandaron una inversión de 963.385 bolivianos, proveniente de una donación del Gobierno chino, y la ambulancia tuvo un costo de más de 493.000 bolivianos.

Morales recomendó a los mineros de Colquiri no utilizar esos motorizados para trasladar dinamita o bloqueadores, como suele ocurrir.

Reflexionó que el poder sindical y la fuerza social son un patrimonio de los sectores que requieren de cuidado, pues «no sirve» abusar de esos medios y pretender imponer reivindicaciones por medio de «caprichos, falsos argumentos o dinamitazos».

Insistió en que el diálogo debe primar para resolver los problemas que pueden existir.

Recordó que el país se encuentra en duelo por las bajas fatales ocasionadas en el conflicto minero cooperativista y aseguró que trátese del viceministro Rodolfo Illanes o de los mineros que murieron debe realizarse un «dura» investigación «caiga quien caiga».

LA PAZ/Con datos de ABI

Comments are closed.