Eduardo Pérez Iribarne
Eduardo Pérez Iribarne

Sábado 09 julio 2016.

            La exploración gasífera es, en la actualidad, materia pendiente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB). Poca cantidad de pozos exploratorios en los últimos tres años: en 2013, 10, la misma cantidad en 2014 y sólo 6 el año pasado, según cifras oficiales. Con esa cantidad las posibilidades de aumentar las reservas son escasas.

            La búsqueda de nuevos yacimientos es incierta y con los niveles actuales de precios, resulta riesgoso animarse, sobre todo cuando se trata de pozos en zonas inexploradas todavía.

            El ministro del ramo, Luis Alberto Sánchez, de manera optimista, declaró hace pocos días que YPFB espera aumentar su producción de gas de los actuales 60 MMmcd a 80 MMmcd. El optimismo es positivo siempre, pero para lograr esa meta no se necesitan sólo buenos deseos sino pozos exploratorios en pleno trabajo.

            La empresa estatal está multiplicando esfuerzos por cumplir sus actuales compromisos con Brasil y Argentina y con el mercado interno. La actual producción gasífera diaria promedio de YPFB es de unos 55.6 MMmcd y se reparte de la siguiente manera:

  • Brasil                          24.1 MMmcd.
  • Argentina                       20 MMmcd.
  • Demanda Interna        11.5  MMmcd.

       TOTAL                              55.6  MMmcd.

            Esas cifras no se cumplen siempre. El embajador argentino Normando Álvarez declaró hace poco que Bolivia cumple en general, pero hay días en los que no puede.

                El preocupante cuello de botella aquí es la falta de resultados adecuados en las escasas inversiones exploratorias tanto de YPFB como de las multinacionales. Un tema a ser estudiado por los técnicos de nuestra empresa estatal.

Gracias, epi

Comments are closed.