Camiones del Ejército boliviano en la Guerra del Chaco. (CCRI)
Camiones del Ejército boliviano en la Guerra del Chaco. (CCRI)

El vicepresidente Álvaro García Linera participó el martes el acto recordatorio de los 81 años del cese de hostilidades de la Guerra del Chaco, que enfrentó a Bolivia y Paraguay, entre 1932 y 1935, en la población de Villa Montes, Tarija.

“Hace 81 años cesó la Guerra del Chaco, nuestra esperanza es que las guerras del mundo cesen, que nadie invada ni codicie lo que tienen otros, para construir una sociedad más justa. Hoy recordamos a los miles de muertos, hoy recordamos una tragedia y estamos aquí para afirmar que nunca más vuelva a suceder esas tragedias en Bolivia, el continente y el mundo”, dijo en su discurso.

La Guerra del Chaco terminó el 14 de junio de 1935 al mediodía, con el saldo de 90.000 soldados muertos, más de 100.000 heridos y 22.500 prisioneros, de ambos bandos.

El Vicepresidente remarcó que la Guerra del Chaco se desató por intereses económicos promovidos por empresas extranjeras, que entonces tomaban decisiones en ambos países, y fueron esos interés los que llevaron a los gobiernos a tomar determinaciones políticas para ir a la guerra.

Según algunos historiadores, uno de los factores para el inicio de la Guerra del Chaco fue la pugna por la explotación petrolera de las empresas extranjeras Standard Oil de Estados Unidos que operaba en Bolivia y la anglo holandesa, Royal Dutch Shell.

VILLAMONTES, TARIJA/Con datos de ABI

Comments are closed.