El presidente de Cuba, Raúl Castro. (El Comercio)
El presidente de Cuba, Raúl Castro. (El Comercio)

El presidente de Cuba, Raúl Castro, desmintió en tono desafiante que su país tenga prisioneros políticos al ser consultado sobre el tema en una conferencia de prensa junto a su homólogo estadounidense Barack Obama en La Habana.

«Dame la lista ahora mismo de los presos políticos para soltarlos, menciónala ahora», respondió Castro visiblemente ofuscado al periodista de CNN Jim Acosta, que le preguntó si hay presos políticos en la isla.

Castro, que nunca se sometió a un interrogatorio agresivo por parte de la prensa controlada por el Estado cubano o se vio expuesto a preguntas de periodistas extranjeros independientes, aseveró: «si hay esos presos políticos antes de que llegue la noche van a estar sueltos».

Raúl Castro y Barack Obama ofrecieron la conferencia de prensa en La Habana tras haber sostenido conversaciones a puertas cerradas en el Palacio de la Revolución.

Obama dijo que ambos mantuvieron una reunión «franca y sincera». Castro reiteró que el acercamiento sólo avanzará si Estados Unidos levanta el embargo a la isla y devuelve el territorio que ocupa una base naval en la bahía de Guantánamo.

«Seguimos teniendo diferencias muy serias, incluidos la democracia y los derechos humanos», dijo Obama.

El presidente de Cuba manifestó que se opone al «doble rasero» de quienes quieren imponer cambios en la política de la isla de gobierno comunista. Además, sobre el tema de derechos humanos, Raúl Castro dijo que se opone a la manipulación política del tema.

En su último año en el poder, y con las amenazas de algunos aspirantes republicanos a la Presidencia de romper relaciones con Cuba, Obama está decidido a que no haya vuelta atrás en el proceso de normalización de ambos países, apenas separados por 145 kilómetros pero enfrentados por décadas.

LA HABANA/ Agencias

Comments are closed.