El equipo de Bolívar. (APG)
El equipo de Bolívar. (APG)

Su principal objetivo era salir campeón del torneo Apertura, pero un error en casa lo dejó en el camino, pese a ello el plantel de Bolívar se despidió de sus fieles hinchas con una goleada (3-0) sobre Nacional Potosí el domingo en el estadio Víctor Agustín Ugarte, de la Villa Imperial por la última fecha del torneo Apertura de la Liga del Fútbol Profesional Boliviano.

Los jugadores del elenco celeste eran conscientes que no sólo dependían de sus resultados para ser campeones, pues la diferencia de goles con el equipo que se quedó con el título (Sport Boys) no le permitió alzar por tercera vez consecutiva la Copa en lo más alto, pese a ello los jugadores se fueron a casa con el deber cumplido, pero con el sabor amargo de no haber conseguido el principal objetivo que era lograr el tricampeonato.

En el partido Nacional Potosí quiso hacer lo suyo pero sus limitaciones no les permitieron tomar las riendas del compromiso, se vieron rebasados por una aplanadora, pese a ello intentaron reaccionar generaron jugadas peligrosas, que al final no afectaron a su ocasional rival, porque manejaban el juego.

Mientras transcurrían los minutos Bolívar comenzaba a jugar a gusto, atacaban y llegaban con todo al arco que era custodiado por Yadín Salazar, quien pese al esfuerzo que realizó no pudo detener la pelota y en tres ocasiones vio como caía su arco.

Apenas se jugaba el minuto cinco cuando Juan Miguel Callejón, de Bolívar convierte la primera conquista del juego, el jugador aprovecha el desborde por derecha y remata directo al arco, el guardameta Salazar nada pudo hacer para despejar el balón, era el 0-1 que no era una sorpresa para quienes asistieron al escenario deportivo porque antes de la conquista ya hubo llamadas de atención.

En el minuto 19 el árbitro José Jordán anula un gol legítimo de Nacional Potosí, no había posición adelantada, pero nada podían hacer los futbolistas locales tras la determinación del juez del compromiso, quien después no tuvo complicaciones para dirigir el cotejo.

Para Bolívar el objetivo era ganar o ganar, seguía con los ataques directos al área de los locales, su esfuerzo se plasma con otra conquista en el minuto 34 mediante Ronald Eguino, quien de cabeza apunta el 0-2, la conquista es celebrada por el jugador con todo, había buscado el arco del local en dos ocasiones y finalmente volvió a aparecer con un gol, que sirven para los registros del club.

En el segundo tiempo las llegadas también fueron para Bolívar, pero también es cierto que Nacional Potosí reaccionó, pero su propuesta futbolística no fue de las mejores, aunque el arquero Diego Zamora cumplió con su trabajo y cuidó su arco a capa y espada.

Trascurría el minuto 48 cuando en una jugada rápida el atacante Carlos Tenorio convierte la tercera conquista tras un pase rápido de Juan Carlos Arce, el 0-3 dejó sin muchas opciones a los locales, quienes pese al resultado buscaron la diferencia, pero no lograron convertir conquista alguna.

El 0-3 sirven más para el libro de estadísticas del campeonato, porque pese a que Bolívar ganó se quedó sin el título, el resultado gustó pero no alcanzó para conseguir su propósito, más de un jugador derramó lágrimas, otros quedaron desconsolados y dolidos porque el título se les fue como agua entre las manos.

POTOSÍ/APG