Gasoducto a Cuiabá. (Archivo)
Gasoducto a Cuiabá. (Archivo)

Los pobladores del municipio San Matías en Santa Cruz tomaron el jueves en la tarde las válvulas del gasoducto a Cuiabá (Brasil) exigiendo que el Gobierno cumpla con su compromiso de bajar el costo del kilovatio de electricidad.

El alcalde Fabio López, indicó que la medida fue adoptada después que el ministro de Energía, Luis Alberto Sánchez, no llegará al municipio para explicar el atraso en la rebaja de la tarifa eléctrica.

Según López el municipio de San Matías paga 1,22 bolivianos por kilovatio, pero hay un compromiso desde el 2014 del Gobierno de bajar a un boliviano el kilovatio en toda la provincia Ángel Sandoval.

López indicó que en la mañana del viernes realizarán un cabildo para determinar  nuevas medidas de presión para conseguir la rebaja de la tarifa eléctrica.

SANTA CRUZ/Fides

Comments are closed.