Marco Ortega, presidente interino de la FBF. (APG)
Marco Ortega, presidente interino de la FBF. (APG)

Tras conocer el informe de auditoría de la firma peruana Navarro Reyes-Parker Randall, un trabajo que ordenó la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), a los movimientos financieros de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), el titular interino de esta entidad, Marco Ortega, descalificó esta labor e indicó que hay una parcialización a favor de Carlos Chávez.

“Es una sinvergüenzura que esta firma diga que no hay nada irregular y que todo está en orden cuando no es así. Esa delegación no ha investigado a profundidad los hechos y es lamentable que exista una actitud inclinada a Chávez”, declaró Ortega, quien mencionó que la postura de la Federación será enviada a la Conmebol luego de la reunión que sostendrán este viernes los comités ejecutivos de la Liga y de la Asociación Nacional de Fútbol (ANF).

Las conclusiones de la auditoría indican que las transferencias bancaria de la Conmebol a la Federación está registradas debidamente en las cuentas de esta institución en Bolivia durante los períodos 2010 y 2014, los ingresos por el partido amistoso entre Bolivia y Brasil (abril de 2013) están registrados y los gastos están justificados, y se entregó el dinero por la participación en la Copa América 2015, cuyos egresos están registrados.

Ortega indicó que este informe es muy general, no aclara el hecho de que sólo se recibió dinero de la primera fase y no así de los cuartos de final, asimismo, los personeros de la firma peruana no tuvieron acceso a la documentación secuestrada con fines investigativos por la Fiscalía y en la cual estaría detalladas las pruebas que involucran a Chávez y compañía.

Estos papeles sólo pueden ser entregados a las partes involucradas y no a terceros, por esa razón la consultora no pudo recibir los datos y por esa razón su informe es escueto. El panorama sigue en suspenso, porque la Conmebol no reconoce a la actual directiva, que ascendió al cargo tras la revocatoria de Chávez.

El expresidente de la Federación recibió ocho cargos en su contra, a los que ya tenía, informó el Ministerio Público, estas nuevas acusaciones son: peculado, peculado culposo, malversación, incumplimiento de deberes, apropiación indebida de fondos financieros, forjamiento de resultados financieros ilícitos, enriquecimiento ilícito y enriquecimiento ilícito de particulares con afectación al Estado.

Por otro lado, la Conmebol decidió que pagará de manera directo a Real Potosí, Aurora, Bolívar y Oriente Petrolero el dinero por su participación en la Copa Sudamericana 2015. “La demanda estaba lista, sabiendo eso y las consecuencias que traería, porque iban a perder, la Conmebol aceptó entregar el dinero”, indicó Ortega.

LA PAZ/APG

Tu comentario