Ronald Raldes, Oriente Petrolero, al final  del partido con Ciclón. (APG)
Ronald Raldes, Oriente Petrolero, al final del partido con Ciclón. (APG)

Oriente Petrolero se quedó con las ganas de hacer respetar su condición de local frente a Ciclón la noche de este domingo en el estadio Ramón Aguilera Costas y sólo pudo acumular un empate en un partido apretado por la décima fecha del torneo Apertura de la Liga cuando necesitaba conseguir una victoria para mejor su posición.

El elenco cruceño (16 puntos) se encontró contra un rival que estaba dispuesto a arriesgar para registrar un buen resultado y esta actitud dejó poco espacio para que los dirigidos por el director técnico, Xabier Azkargorta, pueden desplegarse con soltura y crear oportunidades más claras.

Ciclón (12) no se quedó en su lado del campo para esperar a su rival, con la velocidad de Nelvin Soliz obtuvo una forma de salir a buscar el pórtico del contrario y en uno de los contragolpes el conjunto tarijeño encontró el gol de la apertura a los 39´, con un disparo de larga distancia de pierna derecha que sorprendió a Marcos Argüello cuando parecía que la pelota iba demasiado arriba descendió hasta ingresar dentro del pórtico.

Por la forma de encarar este cotejo, los albicelestes apuntaban a llevarse un buen resultado. Soliz no fue el único que encaró a los defensores de Oriente Petrolero, ya que el delantero Juan Vogliotti estaba buscando el pórtico de manera constante y se convirtió en un problema en la zona de ataque.

Los albiverdes respondieron a Ciclón con juego ofensivo para marcar el terreno, pero delante estaba el arquero Pedro Galindo, quien tuvo una excelente actuación porque detuvo la mayoría de los disparos con los cuales el local quiso igualar las acciones.

En una jugada discutida llegó el empate a los 47´, cuando apenas pasaron dos minutos de juego de inicias las acciones en el complemento. El árbitro Hostin Prado señaló el punto penal por una mano de uno de los jugadores de Ciclón, pese a los reclamos el juez mantuvo su decisión y Sergio Almirón se encargó de cobrar la falta para anotar el 1-1.

La paridad no brindaba ninguna seguridad en ninguno de los elencos, Oriente Petrolero estaba más sofocado por conseguir un triunfo antes de quedar más lejos de los líderes del torneo y sus intentos de marcar otro gol pasaron cerca del arco, a un par de metros, faltando la persona que empuje los centros o los disparos cruzados.

El elenco del Guadalquivir hacía su trabajo con entrega, le restaba poco para concretar la conquista del segundo gol. Vogliotti tuvo que pelear solo por el dominio del balón entre los defensores verdolagas. Dentro del último cuarto de hora del encuentro, los albicelestes apostaban a la ofensiva con más jugadores y provocaron nerviosismo entre los seguidores locales con cada avance en el tiempo de adición.

SANTA CRUZ/ APG