El encargado de negocios de Bolivia en EEUU, Freddy Bersatti. (APG)
El encargado de negocios de Bolivia en EEUU, Freddy Bersatti. (APG)

El encargado de negocios de Bolivia en Estados Unidos, Freddy Bersatti, informó que el gobierno de Washington evalúa la posible llegada de un emisario para fijar temas de un encuentro entre Evo Morales y Barack Obama, una vez que se fije una agenda de temas de interés común.

“El siguiente paso que vamos a tomar es la visita, posiblemente de un emisario de alto rango de Estados Unidos a Bolivia para, conjuntamente con personeros de la Cancillería, definir esos puntos, cuando tengamos definidos esos puntos, seguramente vamos a tener ya definido una agenda para nuestro Presidente”, sostuvo.

“Se están avanzando las gestiones, y una vez tengamos el programa, tengamos nosotros el paquete de asuntos de interés comunes, entonces esa es la base para la reunión de nuestros presidentes”, dijo.

Bersatti, quien participa de la VI reunión anual de embajadores, anunció que una vez que se tengan claros los temas de interés bilateral, el Gobierno boliviano gestionará la visita de un emisario de alto rango de Estados Unidos, para consolidar el encuentro entre Morales y Obama, que pidió Bolivia en junio pasado, con el objetivo de normalizar unas relaciones debilitadas desde que se quedaron sin embajadores en 2008.

Estados Unidos y Bolivia permanecen sin embajadores en sus respectivas capitales desde finales de 2008, cuando Morales expulsó de su país al embajador estadounidense, Philip Goldberg, y a la Agencia Estadounidense Antidrogas (DEA), con el argumento de que conspiraban en su contra.

El presidente de EEUU, George W. Bush, de ese entonces, respondió expulsando a su vez al embajador boliviano en Washington, Gustavo Guzmán, y retirando a Bolivia del plan de beneficios arancelarios ATPDEA para sus exportaciones.

En noviembre de 2011, Estados Unidos y Bolivia firmaron un acuerdo marco que establecía las bases para reanudar los contactos basándose en “el respeto mutuo”.

LA PAZ/Fides