El director técnico de la selección Bolivia, Julio Baldivieso, iza la bandera boliviana en el Colmil. (APG)
El director técnico de la selección Bolivia, Julio Baldivieso, iza la bandera boliviana en el Colmil. (APG)

Los jugadores Fernando Marteli y Damián Lizio, que realizaban trabajos diferenciados porque se encontraban lesionados, trabajaron esta tarde de este viernes a la par del resto de sus compañeros, quienes en horas de la mañana tuvieron un día muy distinto a los habituales en la zona Sur de La Paz.

Con la recuperación de Lizio y Marteli, el director técnico de la Selección Nacional tiene un abanico más amplio para armar el equipo que juegue el 8 de este mes ante Uruguay, iniciando sus partidos de clasificatorias a Rusia 2018.

“Me encuentro totalmente restablecido de la pierna, los trabajos de recuperación en la cámara hiperbárica fueron importantes para mi recuperación, ahora solamente me toca trabajar para recuperar terreno y dar lucha para ser tomado en cuenta en el equipo que jugará ante Uruguay”, sostuvo el defensor Marteli.

Quién parecía que no llegaría a los dos partidos de la Verde eran Damián Lizio, pero el argentino naturalizado boliviano se encuentra recuperado de una lesión de rodilla y está a órdenes de Julio Baldivieso, pese a no estar al cien por ciento de sus condiciones.

“Ya no siento dolor en la rodilla, es obvio que no estoy en un cien por ciento pero me siento con la capacidad de jugar y aportarle a la Selección, espero mejorar mucho más y que el técnico me considere para los dos partidos, si no es ante Uruguay por lo menos frente a Ecuador”, declaró el medio campista Lizio.

En horas de la mañana de este viernes la selección nacional tuvo una actividad diferente a la de los demás días, recibió la invitación del Colegio Militar para compartir una horas con todos los miembros de esa entidad, los integrantes de la Verde sintieron el cariño de la gente uniformada.

Dentro las actividades programadas por la institución se entonó las sagradas notas del Himno Nacional y de izar las tricolor boliviana, Julio Baldivieso, Edward Zenteno y Daniel Vaca estuvieron encargados de esa ceremonia, observando esta situación todo apunta que entre los dos jugadores mencionados está quién lleve el cintillo de capitán de la Selección.

Los integrantes del seleccionado también visitaron algunos de los ambientes del Colegio Militar como el museo donde observaron una recreación teatral sobre la guerra del Chaco, también dispararon armas en el polígono de la institución.

“Como cuerpo técnico estamos conformes con el trabajo que se desarrolló en esta semana. Este viernes tuvimos una jornada distinta, me siente muy orgulloso y agradecido con todos, estamos comprometidos y seguiremos trabajando. Pedir a los jóvenes que valoren lo que tienen”, declaró Baldivieso.

Añadió que: “Fue uno de los máximos honores que tuve en mi vida la iza de la bandera nacional en el Colegio Militar, siempre lo llevaré en mi corazón, estoy muy agradecido».

LA PAZ/ APG

Tu comentario

Comments are closed.