Cooperativistas mineros enfrentan gases lanzados por la policía, el miércoles en La Paz. (APG)
Cooperativistas mineros enfrentan gases lanzados por la policía, el miércoles en La Paz. (APG)

El Gobierno y el Comité Cívico Potosinista (COMCIPO) abrieron una nueva posibilidad de diálogo en la tarde del miércoles, horas después de violentos enfrentamientos entre manifestantes y policías que dejaron el saldo de un funcionario herido y 40 activistas detenidos en La Paz.

La invitación al diálogo fue hecha a las 17:00 horas por el vicepresidente Alvaro García, en una conferencia de prensa, y fue aceptada menos de una hora después por el líder cívico potosinista, Jhonny Lllalli, quien dijo que sólo esperaba la formalización de la iniciativa oficial para responder también de modo formal.

“El Gobierno seguirá insistiendo con el diálogo, porque hemos recibido un bofetada en una mejilla y ponemos la otra, y volvemos a convocar al diálogo”, dijo García, asegurando que una nueva negociación tendrá de parte del Gobierno las garantías necesarias.

Denunció, sin embargo, que el Gobierno veía fines políticos en la movilización potosinista. “Les garantizo que los actuales dirigentes aparecerán con un partido político para tener cargos públicos”, dijo, expresando preocupación por la situación de peligro por la que pasaron ministros y periodistas durante los enfrentamientos.

“Querían atentar con los ministros y si estaba el Presidente atentaban contra él”, agregó.

Llalli, por su parte, dijo que la delegación potosina concurriría al diálogo, tras recibir la correspondiente invitación escrita.

“Nosotros no nos estamos negando, el diálogo tiene que ser, de esa manera tiene que ser solucionado este problema”, afirmó.

La delegación potosinista abandona el diálogo con los ministros, a media tarde. (APG)
La delegación potosinista abandona el diálogo con los ministros, a media tarde. (APG)

VIOLENCIA

Un funcionario del Ministerio de Gobierno resultó herido y 40 manifestantes pro COMCIPO fueron detenidos en la como consecuencia de los violentos enfrentamientos ocurridos tras un fracasado intento de diálogo entre COMCIPO y el Gobierno, informó la Policía.

El director nacional de Personal de la policía, Cnl. Víctor Oña, dijo que los detenidos serán puestos de inmediato a disposición del ministerio público, acusados de tenencia y uso de materiales explosivos y atentado contra los bienes del Estado.

“Se está procediendo de acuerdo a ley, todos fueron detenidos in fraganti”, señaló por su parte el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen de La Paz, coronel Gary Omonte.

El diálogo entre el Gobierno y el COMCIPO apenas duró unos minutos y quedó roto aproximadamente a las 13:20, por falta de acuerdo en torno a la demanda potosinista de que el presidente Evo Morales firme los eventuales acuerdos del diálogo.

Los cívicos de Potosí exigieron también que el encuentro sea transmitido por la televisión estatal, lo cual no pudo realizarse porque, según explicaron representantes de Bolivia TV, la unidad móvil asignada a esa tarea sufrió daños a causa de un dinamitazo provocado por un manifestante.

Los ministros negociadores encabezados por el titular de Gobierno, Carlos Romero, dijeron a los representantes potosinos que el presidente Morales no podía firmar, por impedimentos constitucionales y legales, un acuerdo general que incluya proyectos que caen en las competencias de la Gobernación o los municipios del departamento de Potosí.

Frustrado el diálogo, manifestantes encabezados por cooperativistas mineros intentaron tomar las oficinas del Ministerio de Gobierno, produciéndose entonces enfrentamientos entre los movilizados y la policía.

Las explosiones de dinamita provocadas por los manifestantes fueron respondidas por la policía con una gran cantidad de agentes químicos, incluidos gases lacrimógenos.

Llalli, al abandonar la mesa de negociación dijo que la respuesta “ambigua” sobre la firma del presidente en el acta final causó que la delegación de cívicos decida retirarse.

Recordó que otra de las exigencias cívicas era que toda la negociación debía ser transmitida en directo por Bolivia TV.

Los choques entre policías manifestantes cesaron aproximadamente a las 15:00 horas, tras lo cual se restableció el tráfico vehicular y peatonal en l zona de San Jorge, donde se encuentra también la residencia del presidente Morales.

LA PAZ / Fides

Comments are closed.