El ministro de Trabajo, Héctor Hinojosa, informó que son aproximadamente 10 las empresas que están en condiciones de pasar a manos de los trabajadores y cumplen las características que están establecidas en la Ley de Empresas Sociales.

“Son pocas las empresas que tiene la característica de empresas sociales, sin embargo es un mecanismo que nos va a permitir identificar a sectores empresariales que no actúen con responsabilidad dentro del marco legal. Creo que no pasan de una decena de empresas que en distintos lugares han tenido situación de conflicto, en La Paz creo que son cuatro a cinco empresas y en interior del país un número similar”, explicó según un reporte de radio Fides Santa Cruz.

Pese al descontento de los empresarios y los pequeños productores, la reglamentación de la Ley de Empresas Sociales sigue adelante.

“Ha existido una reacción desmedida de parte de los empresarios porque esta norma dispone que una empresa que está en situación de quiebre o abandono pase a manos de los trabajadores”, acotó.

Aclaró que de ningún modo una empresa que está trabajando de acuerdo al marco legal pase a manos de los trabajadores.

Santa Cruz/Fides

Tu comentario